Desde el mes de julio asumió la nueva Dirección Nacional de Educación de INISA, que se encuentra trabajando en todos los Centros de Montevideo y Colonia Berro, desarrollando su proyecto de educación primaria, secundaria y no formal.
La directora, Fátima Gabito, explicó en detalle el trabajo que viene realizando INISA en materia de educación.

fatima-gabito

 

“Asumimos la dirección del Programa Nacional de Educación el 7 de julio junto a la subdirectora, Mtra. Lilián Baute, y fue un gran desafío, un gran compromiso y una gran responsabilidad, porque estamos atendiendo a jóvenes que están privados de libertad, y como docentes que somos tenemos que trabajar también el tema de la inclusión, lo cual está bien claro en el proyecto de educación.

Desde que asumimos, en reunión con las compañeras maestras y el maestro Sergio, nos planteamos hacer el relevamiento del trabajo hasta el momento, revisamos todos los proyectos de las maestras, no solamente los proyectos de que el joven termine la escuela sino también los proyectos que hay de lectura, de lectoescritura, de matemáticas, de biblioteca, de foro de cine, de computación, y lo ideal fue plantearnos desde que asumimos hasta agosto, que era la fecha de acreditaciones, cómo íbamos a trabajar con los jóvenes. Establecimos que para los jóvenes que se acrediten en agosto ya haríamos el trámite para que en el segundo semestre comiencen secundaria en Áreas Pedagógicas. En esta instancia se acreditaron todos los jóvenes de primaria sin dificultad. Tenemos además alumnos con dificultad de atención, de aprendizaje, de aprestamiento, que realizarán la prueba de acreditación en noviembre, por lo tanto para diciembre todos los jóvenes que actualmente se encuentran privados de libertad ya tendrían terminada la escuela, después tenemos que ir viendo la situación curricular de los nuevos ingresos.

Yo particularmente estoy muy abocada a lo que es el Complejo Belloni pero sin perder la mirada en los otros Centros de Montevideo y Berro de cómo trabajan las docentes.”

¿Los adolescentes están entusiasmados con la propuesta educativa?

Sí, les da satisfacción porque implica un crecimiento personal por parte de ellos, que lo comentan acá, comparten lo que aprenden con la familia, los deberes que manda la maestra.

¿Los jóvenes piden para venir?

Sí, desde que yo estoy a cargo paso por los diferentes sectores sectores del Complejo Belloni y ellos piden venir. Tenemos casi un 100% de asistencia a todas las actividades, y para esto es también importante el trabajo de los educadores, quienes están colaborando muchísimo con el área educativa y eso es crecimiento en equipo, que es una de las cosas que nos planteamos en el programa, trabajar en equipo.

¿En qué áreas se divide la Dirección Nacional de Educación?

Tenemos primaria con maestras de INISA y de la Dirección Sectorial de Educación de Jóvenes y Adultos, Consejo de Educación Secundaria a través de Áreas Pedagógicas, y diferentes talleres, de los cuales algunos talleristas pertenecen a la Dirección Sectorial de Educación de Jóvenes y Adultos y otros pertenecen a INISA, incluso tenemos dos psicólogas que trabajan con las maestras las cuales no dependen del Programa Nacional de Educación, lo que es interesante porque nos integramos y al hacerlo crecemos profesionalmente y como personas.

¿Los talleres son diferentes en cada uno de los Centros?

Sí, son totalmente diferentes, por ejemplo en Colonia Berro tuvimos muchos proyectos de UTU como mecánica de motos, electrotécnica, huerta, etc., en Desafío y CIAF hay muchos talleres del Programa Aprender Siempre, y acá hay otros talleres.

¿Tienen contacto con las familias?

Está dentro de nuestro proyecto agregar instancias de reuniones con las familias, invitarlos a que participen de una clase abierta, incorporarlos para charlar sobre la proyección del joven a futuro. Creemos que el contacto con la familia es fundamental.

La maestra coordinadora, Silvana Torres, explicó cómo es el proceso de inscripción de los jóvenes a la educación en el CEDINA:

silvana-torres

“Trabajamos con chicos de 15 a 18 años, a excepción de algún chico mayor que aún no cumplió su pena y continúa acá. Yo como maestra todos los días veo si hay ingresos en el Centro, y a partir de allí realizo las entrevistas iniciales, pido los pases a la última institución donde estuvieron, y los derivo con la maestra del CODICEN o al liceo. En el caso de los chicos que van al liceo, yo realizo un apoyo académico, por ejemplo cuando tienen examen vienen a estudiar acá, buscamos información en Internet, la profesora del liceo nos deja los cuadernos y estudiamos acá.

Además, con la subdirectora programática, Ana Paula Rodríguez, estamos haciendo un taller de cine foro los martes y los viernes, entonces trabajamos con un grupo cada día, miramos la película y a la semana siguiente hacemos el foro sobre la misma; esta actividad la repetimos con los diferentes módulos.

Este mes también vamos a empezar un taller con barro y los jóvenes están muy entusiasmados.”

¿Estos talleres son extracurriculares?

Sí pero los hacen conmigo y con Ana Paula Rodríguez.

¿A partir de qué grado de primaria se están impartiendo clases?

Depende del nivel que tengan los chicos es el grado que se imparte. Actualmente algunos terminaron tercero de escuela, otros hicieron hasta quinto, y durante el año ellos tienen instancias donde dan las pruebas de acreditación.

¿Cómo se realiza la evaluación?

Los chicos preparan la prueba una vez que la maestra entiende que están en condiciones de realizarla. La prueba habilita a terminar primaria; los adolescentes dan todos los contenidos con la maestra y una vez que están preparados rinden la prueba y finalizan primaria.

Luego de rendir esta prueba, ¿en caso de egreso pueden inscribirse en un liceo fuera de INISA?

Sí, y en el caso de que sigan acá se anotan en Áreas Pedagógicas y siguen el liceo acá.

¿Cuántos jóvenes están cursando primaria aquí?

Actualmente son cinco.

¿La mayoría de los ingresos ya terminaron la escuela?

Sí, son pocos los que no han terminado la escuela.

La maestra de CODICEN Beatriz Raymondo, quien imparte las clases de primaria a los jóvenes, aseguró que asisten entusiasmados e hizo énfasis en la importancia del vínculo que se establece entre el alumno y el docente:

beatriz-raymondo

“Yo trabajo con los alumnos de forma grupal o individual, de acuerdo a sus capacidades.

Aquí establecemos niveles de atención a cada uno; el nivel primario es aquel muchacho que no ha aprendido totalmente la técnica de la lectoescritura, entonces les enseñamos a leer, a escribir, a comprender textos; luego está el nivel dos, ya superado ese primer estadio, que es donde el muchacho lo preparamos para la acreditación, o sea para egresar de sexto año. Hay una tercera instancia, con los alumnos que ya han acreditado, que quieren ingresar al liceo pero que presentan problemas específicos o en la lectoescritura, o en la comprensión de textos, o en la técnica operatoria, y los preparamos para que le enseñanza media pueda ser una enseñanza mucho más fácil, o sea facilitamos la tarea del próximo estadio que es educación media.”

¿Cómo se realizan las evaluaciones?

Las hacemos todas en forma individual. Las propuestas de trabajo que se realizan son casi todas en forma individual, y los niveles los establecemos nosotros de acuerdo a una prueba de conocimiento oral o escrita.

¿Cómo es la relación que mantienen con los jóvenes en el día a día?

Excelente. Ellos necesitan este espacio, es un espacio por demás motivador porque es cálido, y establecemos un vínculo afectivo importante, es decir no solo damos la clase, los oímos cuando tienen situaciones emergentes que puedan preocuparlos mucho, los enfocamos hacia lo que puede ser la realidad del después, a la salida, y tratamos de establecer un vínculo completo con ellos.

¿Ellos vienen a clase con ganas?

Sí, vienen con ganas. Ellos a veces tienen problemas muy específicos y eso determina que sufran mucho, entonces yo pido que los traigan y aprovecho también para charlar con ellos.

¿Qué días vienen a clases?

Yo vengo cuatro días a la semana y lo divido de acuerdo a la cantidad de alumnos, pero son siempre días fijos y tratamos de tomar en cuenta qué otras actividades tienen para que no coincidan.

¿Cuál es la carga horaria?

En general es una hora diaria.

¿Has tenido contacto con sus familias?

Sí, a veces están en visita, yo me presento y converso con los padres e incluso establezco un vínculo, cosa que la familia apoye.

De acuerdo a lo que contás, tu involucramiento va más allá de lo pedagógico, ¿verdad?

Es que el compromiso es de todos. Yo tengo un compromiso, el alumno tiene un compromiso y su familia tiene un compromiso. Este centro educativo está comprometido con todo, y la familia también tiene que colaborar.

¿Cómo maestra disfrutás el trabajo en este contexto de diferente manera que en otra institución educativa?

Yo soy maestra por vocación, toda mi vida lo fui, y acá elegí yo venir, elegí en los últimos años trabajar en privación de libertad y me siento muy feliz de hacerlo.

Por su parte, la tutora de Áreas Pedagógicas, Prof. Laura Márquez, explicó como es el trabajo con los jóvenes que cursan secundaria:

laura-marquez

“Trabajamos con los jóvenes que cursan secundaria de primero a tercero pero también pueden seguir de tercero a sexto. El plan que manejamos es igual al del liceo pero en vez de tener las doce materias tienen todas menos educación física, ECA, (Espacio Curricular Abierto) e informática, entonces tienen nueve materias de primero a tercero; los chicos eligen seis que dan libres y así pasan de año, quedándoles tres previas. Cada año lo hacen en un semestre, incluso hay chiquilines que hacen las nueve materias en un semestre.”

¿Las materias son dictadas en grupos?

En general es todo individualizado, que es lo bueno que tiene este plan, aunque algunas materias se dictan en pequeños grupos.

¿Las materias se dictan semanalmente?

Sí, en general es semanalmente.

¿Qué porcentaje de adolescentes está cursando secundaria?

Todos excepto los que cursan primaria o los que tienen alguna situación puntual.

¿Los jóvenes asisten a clases de secundaria con ganas?

Sí, además establecen un lindo vínculo con los profesores porque el perfil de los profesores que eligen este tipo de programas es especial y eso ayuda muchísimo a que los chiquilines se entusiasmen y agarren ritmo.